La importancia del consumo de la leche por las personas mayores

Dentro de la dieta diaria de las personas mayores este alimento se hace presente, y por eso hay ciertos mitos […]

Dentro de la dieta diaria de las personas mayores este alimento se hace presente, y por eso hay ciertos mitos que circulan

La leche contiene una explosión de nutrientes, aporta proteínas, hidratos de carbono, minerales y vitaminas esenciales para las funciones del organismo así lo recuerda la Organización Interprofesional Láctea.

Dentro de la dieta diaria de las personas mayores este alimento se hace presente, y por eso hay ciertos mitos que circulan, que son erróneos, es por ello que vamos aclarar algunos.

Uno de ellos es que contiene mucha grasa, pero esto es totalmente falso, el cuerpo recibe sus vitaminas y apenas tiene contenido calórico, pero si no puedes recurrir a las leches semidesnatadas o desnatadas que contienen un mínimo porcentaje de grasa.

Otro es la cantidad de azúcar, eso es cierto, pero existe un matiz al respecto, esta es una azúcar natural de la propia leche (la lactosa), por lo que no se añade posteriormente de forma artificial. Igualmente, esta sustancia edulcorante no se metaboliza de la misma forma que el azúcar convencional.

Asimismo, en el momento de un resfriado, no tomar leche para no tener más mocos, sin embargo, esto no obedece a ningún rigor científico, los especialistas indican que no afecta a las funciones respiratorias de una persona, especialmente si sufre de asma.

Te puede interesar: Mitos de la osteoporosis

Es por ello, que la leche es un alimento muy importante y que debe ser consumida a edad temprana, gracias a su aporte de calcio, que ayuda, sobre todo, a fortalecer los huesos, mejorar las funciones musculares o regular el ritmo del corazón.

Por lo tanto, debe seguir tomándose durante la edad adulta, porque los mismos beneficios que hemos detallado anteriormente también son esenciales para las personas mayores, especialmente en lo que se refiere a los problemas óseos que aparecen en la tercera edad.

Otro mito, es el tratamiento de las vacas, algunas de ellas pueden ponerse enfermas y es necesario administrarles antibióticos, pero hay que tener en cuenta, que solo se hace en situaciones puntuales y la leche que se obtiene mientras dura ese tratamiento farmacológico no entra nunca en la cadena alimenticia, gracias a los estrictos controles de seguridad alimentaria que atraviesa la industria láctea.

Es necesario tener en cuenta la cantidad de leche que consumimos, esto debe ser en niveles normales, aunque, no está relacionada con el aumento del colesterol, pero se debe hacer un consumo no desmesurado. En el caso de las personas con esta patología, se puede recurrir a la leche desnatada.

17 agosto, 2019

Dentro de la dieta diaria de las personas mayores este alimento se hace presente, y por eso hay ciertos mitos que circulan

La leche contiene una explosión de nutrientes, aporta proteínas, hidratos de carbono, minerales y vitaminas esenciales para las funciones del organismo así lo recuerda la Organización Interprofesional Láctea.

Dentro de la dieta diaria de las personas mayores este alimento se hace presente, y por eso hay ciertos mitos que circulan, que son erróneos, es por ello que vamos aclarar algunos.

Uno de ellos es que contiene mucha grasa, pero esto es totalmente falso, el cuerpo recibe sus vitaminas y apenas tiene contenido calórico, pero si no puedes recurrir a las leches semidesnatadas o desnatadas que contienen un mínimo porcentaje de grasa.

Otro es la cantidad de azúcar, eso es cierto, pero existe un matiz al respecto, esta es una azúcar natural de la propia leche (la lactosa), por lo que no se añade posteriormente de forma artificial. Igualmente, esta sustancia edulcorante no se metaboliza de la misma forma que el azúcar convencional.

Asimismo, en el momento de un resfriado, no tomar leche para no tener más mocos, sin embargo, esto no obedece a ningún rigor científico, los especialistas indican que no afecta a las funciones respiratorias de una persona, especialmente si sufre de asma.

Te puede interesar: Mitos de la osteoporosis

Es por ello, que la leche es un alimento muy importante y que debe ser consumida a edad temprana, gracias a su aporte de calcio, que ayuda, sobre todo, a fortalecer los huesos, mejorar las funciones musculares o regular el ritmo del corazón.

Por lo tanto, debe seguir tomándose durante la edad adulta, porque los mismos beneficios que hemos detallado anteriormente también son esenciales para las personas mayores, especialmente en lo que se refiere a los problemas óseos que aparecen en la tercera edad.

Otro mito, es el tratamiento de las vacas, algunas de ellas pueden ponerse enfermas y es necesario administrarles antibióticos, pero hay que tener en cuenta, que solo se hace en situaciones puntuales y la leche que se obtiene mientras dura ese tratamiento farmacológico no entra nunca en la cadena alimenticia, gracias a los estrictos controles de seguridad alimentaria que atraviesa la industria láctea.

Es necesario tener en cuenta la cantidad de leche que consumimos, esto debe ser en niveles normales, aunque, no está relacionada con el aumento del colesterol, pero se debe hacer un consumo no desmesurado. En el caso de las personas con esta patología, se puede recurrir a la leche desnatada.



Se parte de nuestra comunidad

Si no estás suscrito y deseas estarlo, puedes suscribirte dando click al botón. Al suscribirte podrás participar en todas nuestras encuestas, entre ellas, podrás elegir a que ONG quieres que se donen los ingresos de nuestra página. Además, tendrás la posibilidad de recibir en tu correo nuestras noticias más recientes para que estés al día.


Sugerencias

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *