¿Cómo tener un corazón saludable?

Según la OMS, unas 17 millones de personas mueren en todo el mundo cada año por enfermedades relacionadas con el […]

Según la OMS, unas 17 millones de personas mueren en todo el mundo cada año por enfermedades relacionadas con el corazón

Según estadísticas de la Organización Mundial de la Salud, aproximadamente 17 millones de personas mueren en todo el mundo cada año por enfermedades relacionadas con el corazón, entre ellas el infarto al corazón y los accidentes cerebrovasculares (derrames cerebrales o apoplejías).

Estas son las principales causas de muerte tanto de los hombres como de las mujeres en muchos países de Latinoamérica, Europa y Estados Unidos.

Por eso, sobran las razones para cuidar y mimar a tu corazón. ¿Cómo puedes hacerlo? Para comenzar, proponte seguir varias recomendaciones sencillas que ofrece la Asociación Americana del Corazón:

No fumes

Todos adquirimos malos hábitos, pero si hay uno que te conviene erradicar, es el hábito de fumar.

El uso del tabaco es el factor de riesgo principal a la hora de desarrollar una enfermedad cardíaca: los químicos que contienen los cigarrillos dañan a tu corazón y a tus vasos sanguíneos al estrechar tus arterias, por ejemplo, y causando aterosclerosis.

Te puede interesar: El covid-19 no tiene cura, pero sí tratamiento

No te dejes engañar, pensando que un par de cigarrillos al día no son tan perjudiciales. Fumar es dañino, siempre, no importa la cantidad, al igual que inhalar el humo de segunda mano.

Muévete un poco más

La vida sedentaria es una de las causas principales de las enfermedades crónicas del corazón y el ejercicio que se practica regularmente ¡la mejor medicina! Proponte realizar 30 minutos de ejercicio moderado, al menos 3 veces a la semana como meta.

Modifica tu dieta

Uno de los cambios más significativos y positivos que puedes hacer en tu dieta diaria es incorporar más alimentos frescos (desde vegetales y frutas, hasta pescado, carne magra y granos integrales), reduciendo la comida empaquetada, en lata o procesada.

Controla tu peso

Una dieta más sana y un aumento en tu actividad física te ayudarán a eliminar el sobrepeso o a mantener tu peso ideal. ¿Sabes cuál es tu índice de masa corporal? Es la relación entre tu peso y tu estatura y puedes calcularlo con facilidad si vas a el siguiente artículo de vidaysalud.

Vigila tus niveles de colesterol y de presión arterial

A diferencia de los síntomas de otras enfermedades, no puedes ni ver ni sentir los síntomas de estas condiciones. La única manera de saber si el colesterol, la presión arterial u otros factores de riesgo están elevados es midiéndolos, así que consulta con tu médico. 

Tus niveles totales de colesterol en la sangre deben de estar por debajo de los 200 mg/dl mientras que tu presión arterial debe estar por debajo de los 130/90 mm Hg.

Evita las toxinas y todas las sustancias que no te convienen

Desde la nicotina y las grasas trans, hasta el azúcar refinada y las sustancias contaminantes en el medio ambiente perjudican a tus pulmones, y a todo tu sistema cardiovascular, incluyendo a tu corazón.

Redúcelas, o mejor aún, ¡elimina todas las que puedas! Esto incluye además, el consumo moderado del alcohol (1 bebida al día para las mujeres y 2 en el caso de los hombres). Desde luego, si no consumes alcohol, no tienes que empezar.

Combate el estrés

Los sentimientos negativos y el estrés no contribuyen en nada a nuestra salud, por el contrario, comprometen a nuestro sistema inmunológico. La actividad física diaria te ayudará tanto a reducir el estrés como a que descanses y que duermas mejor. Trata de poner las cosas en perspectiva y mira el lado positivo de la vida.

15 abril, 2020

Según la OMS, unas 17 millones de personas mueren en todo el mundo cada año por enfermedades relacionadas con el corazón

Según estadísticas de la Organización Mundial de la Salud, aproximadamente 17 millones de personas mueren en todo el mundo cada año por enfermedades relacionadas con el corazón, entre ellas el infarto al corazón y los accidentes cerebrovasculares (derrames cerebrales o apoplejías).

Estas son las principales causas de muerte tanto de los hombres como de las mujeres en muchos países de Latinoamérica, Europa y Estados Unidos.

Por eso, sobran las razones para cuidar y mimar a tu corazón. ¿Cómo puedes hacerlo? Para comenzar, proponte seguir varias recomendaciones sencillas que ofrece la Asociación Americana del Corazón:

No fumes

Todos adquirimos malos hábitos, pero si hay uno que te conviene erradicar, es el hábito de fumar.

El uso del tabaco es el factor de riesgo principal a la hora de desarrollar una enfermedad cardíaca: los químicos que contienen los cigarrillos dañan a tu corazón y a tus vasos sanguíneos al estrechar tus arterias, por ejemplo, y causando aterosclerosis.

Te puede interesar: El covid-19 no tiene cura, pero sí tratamiento

No te dejes engañar, pensando que un par de cigarrillos al día no son tan perjudiciales. Fumar es dañino, siempre, no importa la cantidad, al igual que inhalar el humo de segunda mano.

Muévete un poco más

La vida sedentaria es una de las causas principales de las enfermedades crónicas del corazón y el ejercicio que se practica regularmente ¡la mejor medicina! Proponte realizar 30 minutos de ejercicio moderado, al menos 3 veces a la semana como meta.

Modifica tu dieta

Uno de los cambios más significativos y positivos que puedes hacer en tu dieta diaria es incorporar más alimentos frescos (desde vegetales y frutas, hasta pescado, carne magra y granos integrales), reduciendo la comida empaquetada, en lata o procesada.

Controla tu peso

Una dieta más sana y un aumento en tu actividad física te ayudarán a eliminar el sobrepeso o a mantener tu peso ideal. ¿Sabes cuál es tu índice de masa corporal? Es la relación entre tu peso y tu estatura y puedes calcularlo con facilidad si vas a el siguiente artículo de vidaysalud.

Vigila tus niveles de colesterol y de presión arterial

A diferencia de los síntomas de otras enfermedades, no puedes ni ver ni sentir los síntomas de estas condiciones. La única manera de saber si el colesterol, la presión arterial u otros factores de riesgo están elevados es midiéndolos, así que consulta con tu médico. 

Tus niveles totales de colesterol en la sangre deben de estar por debajo de los 200 mg/dl mientras que tu presión arterial debe estar por debajo de los 130/90 mm Hg.

Evita las toxinas y todas las sustancias que no te convienen

Desde la nicotina y las grasas trans, hasta el azúcar refinada y las sustancias contaminantes en el medio ambiente perjudican a tus pulmones, y a todo tu sistema cardiovascular, incluyendo a tu corazón.

Redúcelas, o mejor aún, ¡elimina todas las que puedas! Esto incluye además, el consumo moderado del alcohol (1 bebida al día para las mujeres y 2 en el caso de los hombres). Desde luego, si no consumes alcohol, no tienes que empezar.

Combate el estrés

Los sentimientos negativos y el estrés no contribuyen en nada a nuestra salud, por el contrario, comprometen a nuestro sistema inmunológico. La actividad física diaria te ayudará tanto a reducir el estrés como a que descanses y que duermas mejor. Trata de poner las cosas en perspectiva y mira el lado positivo de la vida.



Se parte de nuestra comunidad

Si no estás suscrito y deseas estarlo, puedes suscribirte dando click al botón. Al suscribirte podrás participar en todas nuestras encuestas, entre ellas, podrás elegir a que ONG quieres que se donen los ingresos de nuestra página. Además, tendrás la posibilidad de recibir en tu correo nuestras noticias más recientes para que estés al día.


Sugerencias

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *